Anemia

Si bien, hay momentos en que nos podemos sentir más cansadas de lo normal y tenemos un sueño crónico en donde lo único que queremos es la cama y dormir, es posible que lo atribuyamos a periodos de estrés o a ciertas épocas del año (por falta de vacaciones y descanso). Sin embargo, cuando esto se vuelve constante, y está acompañado por debilidad, fatiga y otros síntomas quizás debas consultar al médico por una posible anemia.

La anemia es una enfermedad en donde hay falta de glóbulos rojos en la sangre, debido a la baja producción, pérdida o destrucción de éstos. Provocando una disminución en la capacidad de transporte de oxígeno a los órganos del cuerpo.

Para producir hemoglobina y glóbulos rojos, se necesita hierro, vitamina B12 y folatos principalmente.

Posibles signos y síntomas

  • Fatiga
  • Debilidad
  • Piel pálida
  • Taquicardia
  • Manos y pies frías
  • Dolores de cabeza
  • Mareos

Hay varios tipos de anemia, en este artículo ampliaremos sobre aquellas relacionadas con deficiencias de minerales y vitaminas:

  • Hierro: La anemia ferropénica es la más común de todas. El hierro es fundamental para la producción de hemoglobina, por lo que sin este mineral no hay adecuado transporte de oxígeno y los síntomas de cansancio, dificultad para respirar, debilidad y fatiga se hacen presentes. Posibles causas son la falta de hierro en la dieta, problemas de absorción, menstruaciones abundantes, embarazo.
  • Vitamina B9: La anemia megaloblástica se caracteriza por un aporte deficiente de ácido fólico, un aumento en los requerimientos (como en el caso de las embarazadas), su interacción con fármacos o porque hay problemas de absorción (es el caso del alcoholismo).
  • Vitamina B12: Se pensaría que la anemia perniciosa es típica en veganos y vegetarianos, pero la verdad es que se produce mayormente por la falta de factor intrínseco, necesario para absorber esta vitamina. Personas con diagnósticos de Diabetes, problemas a la tiroides y gastrointestinales son susceptibles a tener este tipo de anemia porque bloquean la acción del factor intrínseco.

Si bien, no podemos controlar todas las causas de aparición de anemia, podemos ayudar en la calidad de nuestra alimentación:

  • Hierro: presente en alimentos de origen animal como carnes de vacuno, pavo, pollo, mariscos, hígado y origen vegetal, como verduras de hojas verde oscuro (espinaca), nueces y legumbres.
  • Ácido fólico: frutas y verduras de hoja verde, legumbres, palta, harinas fortificadas.
  • Vitamina B12: huevos, leche, alimentos fortificados.

La anemia no se diagnóstica si no es a través de un hemograma solicitado por tu médico tratante. El tratamiento y la indicación de suplementos va a depender de los niveles en que se encuentren su valores.

En BeRoots puedes encontrar diversos tipos de suplementos, de la marca Dulzura Natural y Biocare.

Cuídate, por ti y para ti.

Andrea Pacheco Maragaño

Nutricionista Integrativa

@nutriberry.cl

foto @entersge de unsplash

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s